Aventuras de inversión en mercados emergentes

Tragedia en Filipinas

Este artículo también está disponible en: Inglés, Chino simplificado, Holandés, Francés, Alemán, Italiano, Polaco

El tifón Haiyan ha ocasionado un fuerte golpe a Filipinas, tal vez el peor desastre natural en su historia e incluso en la región. Nuestro equipo estará observando la situación con interés y le hace llegar a su gente nuestras condolencias y nuestros mejores deseos de corazón. Algunos inversionistas han reaccionado vendiendo acciones, reduciendo el mercado filipino de forma notable después de la tormenta. Aún creemos en el gran potencial de Filipinas y creemos, aunque no será fácil, que la nación puede y se va a recuperar.

Me gustaría compartir una historia personal de una experiencia que tuve en el país que me marcó. Hace muchos años, mientras estaba explorando una parte remota del sur de Luzón, caí enfermo a causa de una infección estomacal. Estaba en una pequeña aldea sin hospitales en las inmediaciones. Los aldeanos, que entendían mi situación, insistieron en que me quedara descansando en una de sus casas. Luego encontraron a un doctor de un pueblo vecino para que me atendiera. Apenas podía trabajar en la condición en la que me encontraba y descansé durante un día y una noche bajo su cuidado. Cuando intenté pagarles, se negaron rotundamente. Esto, por supuesto, es una característica típica de los filipinos. Su generosidad y amabilidad deberían ser reconocidas; es por eso que nuestros corazones están con ellos en este momento.

Por ahora, es difícil calcular el impacto del tifón Haiyan en la economía del país, que se esperaba experimentase un crecimiento del PBI del 6,8%, más alto que las proyecciones de crecimiento de Indonesia, Vietnam, Tailandia o Malasia[1] este año. Se espera que las pérdidas económicas relacionadas con la tormenta sean de decenas de miles de millones de dólares. En el noreste de Estados Unidos, la súper tormenta Sandy en 2012 redujo apenas el 1 por ciento del PBI; dada su economía mucho más pequeña, el impacto económico en Filipinas probablemente sea mucho más severo que el de dicha tormenta. Sin embargo, creo que el impacto del tifón sobre el crecimiento debería ser relativamente corto. Hemos visto ejemplos de esto en otros países; por ejemplo, Tailandia  fue capaz de recuperarse de un devastador tsunami en 2004 y de inundaciones en 2011.

Filipinas debería ser capaz de reconstruir su nación, y con eso, creemos que el crecimiento se podría restaurar. Los envíos de dinero que efectúan los filipinos que trabajan en el extranjero, particularmente en EE.UU., Oriente Medio y Europa, son muy importantes para la economía y deben tenerse en cuenta para su recuperación. Durante los primeros ocho meses de 2013, los trabajadores en el extranjero mandaron a casa más de US$14 mil millones.[2]

Desde una perspectiva monetaria y fiscal, creo que Filipinas debe tener suficiente flexibilidad para responder a cualquier efecto secundario del tifón. En octubre, el banco central de la nación mantuvo su tasa referencial de interés a un mínimo histórico del 3,5%, pero podría haber lugar para disminuirla aún más si los responsables de las políticas lo creen apropiado.

Líder en la región, Filipinas fue miembro fundador de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), creada para acelerar el crecimiento económico, el progreso social y el desarrollo cultural en la región a través del esfuerzo conjunto, así como para promover la paz y la estabilidad. Desde hace ya algún tiempo, hemos tenido confianza en el futuro de Filipinas y seguimos creyendo que tiene un importante potencial. Una mano de obra que habla inglés, con estrechos vínculos estadounidenses le ha dado al país una ventaja en términos de subcontratación comercial (outsourcing) y cosas por el estilo.

La gestión del presidente Benigno Aquino ha realizado reformas en los últimos años para hacer al país más atractivo para los inversionistas extranjeros, y la calificación crediticia ha subido al grado de inversión. Esta reciente calamidad, y su capacidad de reactivar a Filipinas, supondrán una verdadera prueba para Aquino, que podría llevar a reformas y progresos más extensos que pueden resultar beneficiosos para la economía. Creo que él y su gente estarán a la altura del desafío.

 


[1] Fuente: “Perspectivas de la Economía Mundial, octubre de 2013. © Fondo Monetario Internacional. Todos los derechos reservados.

[2] Fuente: Bangko Sentral NG Pilipinas.

Leave a reply

L'indirizzo email non verrà pubblicato. I campi richiesti sono contrassegnati * Los campos obligatorios están marcados con *