Aventuras de inversión en mercados emergentes

Evaluación de empresas a través del criterio ‘ESG’

Este artículo también está disponible en: Inglés, Chino simplificado, Holandés, Francés, Alemán, Italiano, Polaco

No importa dónde invirtamos, siempre hay algún tipo de riesgo. Esto incluye no solo factores geopolíticos o macroeconómicos en un determinado país, sino también las cuestiones que son particulares de un sector específico o título individual. Como seleccionadores de acciones con enfoque ascendente, mi equipo y yo debemos evaluar los riesgos y rendimientos potenciales relacionados con todas y cada una de las empresas en las que invertimos. El área que garantiza una evaluación más profunda es la de los riesgos y las oportunidades ambientales, sociales y de gestión empresarial (environmental, social, and governance, ESG en inglés), que puede jugar un papel fundamental en nuestra selección de acciones y en nuestro proceso de evaluación.

Como parte de nuestro proceso de investigación, el Grupo de Mercados Emergentes de Templeton evalúa la oportunidad de mercado de una empresa, su posición competitiva, la solidez de la administración, la rentabilidad y la valoración financieras. Las variables ESG pueden afectar a varios de estos factores. En general, ESG no incorpora filtros estrictos que, automáticamente, podrían excluir cualquier inversión particular. Se tienen en cuenta los factores siempre y cuando afecten el perfil de riesgo y rentabilidad de una oportunidad de inversión; esto se asemeja a las consideraciones de inversión de otras empresas e industrias, como las perspectivas de crecimiento a futuro y la demanda del mercado.

¿Cuáles podrían ser estos factores ESG? Podrían incluir la escasez de recursos naturales, la eliminación de residuos peligrosos, la seguridad de productos, las prácticas relacionadas con la salud y la seguridad de los empleados o los derechos de los accionistas, entre otros.Capture

Entre algunos de los aspectos generales que evaluamos al analizar las empresas individuales se encuentran la calidad de la administración de la empresa, la gestión corporativa, la posición competitiva respecto de sus homólogas, la estructura de la propiedad y el compromiso para crear valor para los accionistas. Estos aspectos están unidos a los factores ESG. Por lo general, nuestros analistas llevan a cabo entre 2500 y 3000 reuniones de investigación cada año; se reúnen con la gerencia de las empresas, recorren las instalaciones, se encuentran con los proveedores, clientes y competidores. Estas reuniones nos permiten observar una empresa desde diferentes perspectivas y proporcionar información más amplia y detallada sobre muchos factores (incluidos los ESG) que, de otra manera, no serían contemplados.

En los mercados emergentes, la regulación y ejecución de asuntos relacionados con la corrupción, la gestión corporativa, el medio ambiente y otras cuestiones sociales aún pueden estar en evolución. Sin embargo, a medida que un país se desarrolla, en general, estas medidas preventivas tienden a ser más integrales y se las suele hacer respetar de manera más estricta. Por este motivo, creemos que las empresas que hoy cuentan con un historial sólido de manejo empresarial (que puede afectar a la gestión de cuestiones sociales y ambientales) pueden estar mejor preparadas para el futuro y, de este modo, pueden proporcionar un mejor caso de inversión. Por ejemplo, en nuestra opinión, una empresa con políticas ambientales inadecuadas no solo habla mal de la gestión corporativa actual, sino que también puede no ser un buen augurio para el futuro competitivo de esa empresa.

Dada la importancia del manejo corporativo para la evaluación de las oportunidades de inversión, uno de los aspectos clave que buscamos en la gestión de una empresa es que cuente con una cultura e historia sólidas de una conducta empresarial ética. Llevamos a cabo análisis de las estructuras de propiedad, del historial del equipo de administración, de la historia de la gestión corporativa de la empresa y de su compromiso con la creación de valor para los accionistas.  Además, buscamos administradores que conozcan bien la empresa y tengan experiencia en un determinado campo, a quienes se motiva adecuadamente por medio de incentivos, por ejemplo, opciones de acciones de la sociedad.  También prestamos atención a la capacidad de la administración para hacer frente a un entorno empresarial en rápida evolución. Por ejemplo, en Tailandia, desde mediados hasta finales de 1990, cuando los mercados cayeron y la confianza del inversionista era sombría, observábamos la importancia de una sólida gestión empresarial y las medidas que estas empresas tomaban para superar la crisis.

Como parte de nuestro proceso de investigación, prestamos especial atención a las posibles preocupaciones relacionadas con la gestión corporativa, y no dudaremos en oponernos de manera activa a la gestión en determinados momentos si es en favor de nuestras inversiones.  No solo aplicamos un enfoque proactivo para controlar las prácticas de la dirección de una empresa, también analizamos aspectos como la relación entre la empresa y su auditor y las transacciones entre partes vinculadas, ya que estas cuestiones pueden dejar en evidencia prácticas de gestión corporativa deficientes.

La calidad de la gestión es clave para nosotros, ya que la incompetencia podría ser extremadamente perjudicial.  En consecuencia, cuando llevamos a cabo la investigación de una empresa, no solo aspiramos a reunirnos con la administración y a visitar las instalaciones, sino que intentamos encontrarnos con los competidores, proveedores, clientes y reguladores. La información que recogemos gracias a estos encuentros puede ser crucial para entender la empresa y su calidad de gestión. Por ejemplo, una empresa que, con frecuencia, esté en mora con sus proveedores podría tener una gestión deficiente de flujo de fondos.

Los riesgos están en todas partes y son de distinta naturaleza, pero con una evaluación adecuada, el conocimiento y un gran esfuerzo del equipo de investigación, podemos determinar mejor qué riesgos vale la pena tomar y cuáles no.

Los comentarios, las opiniones y los análisis del Dr. Mobius son para fines informativos solamente y no deben considerarse asesoramiento para inversión individual ni recomendaciones para invertir en cualquier título o adoptar cualquier estrategia de inversión. Debido a que las condiciones económicas y de mercado están sujetas a cambios rápidos, los comentarios, las opiniones y los análisis se proporcionan a la fecha de esta publicación y pueden cambiar sin previo aviso. Este material no tiene como objetivo ser un análisis completo de cada dato material relacionado con ningún país, región, mercado, industria, inversión o estrategia.

Todas las inversiones implican riesgos, incluida la posible pérdida de capital. Los valores extranjeros implican riesgos especiales, incluidas las fluctuaciones de divisas e incertidumbres económicas y políticas. Las inversiones en mercados emergentes, de las que los mercados fronterizos son un subgrupo, conllevan mayores riesgos relacionados con los mismos factores, además de los riesgos asociados con el tamaño menor de dichos mercados, su menor nivel de liquidez y su falta de marcos legales, políticos, empresariales y sociales establecidos con el fin de respaldar los mercados de acciones. Como en general estos marcos están menos desarrollados en los mercados fronterizos, al igual que muchos factores incluyendo el creciente potencial para una volatilidad extrema de los precios, la falta de liquidez, las barreras comerciales y los controles de cambio, los riesgos asociados con los mercados emergentes se magnifican en los mercados fronterizos.  

Leave a reply

L'indirizzo email non verrà pubblicato. I campi richiesti sono contrassegnati * Los campos obligatorios están marcados con *