Aventuras de inversión en mercados emergentes

Unas palabras sobre Grecia

Este artículo también está disponible en: Inglés, Chino simplificado, Holandés, Francés, Alemán, Italiano, Polaco

El actual debate de Grecia sobre la mejor forma de avanzar se llevó a cabo ahora en las urnas de votación, a pesar de que permanecen algunas incertidumbres. El 25 de enero, Syriza, un partido de extrema izquierda liderado por Alexis Tsipras, obtuvo el mayor porcentaje de votos en las elecciones de Grecia y cuenta ahora con 149 escaños en el parlamento, a dos escaños de la mayoría absoluta.

Dado que Grecia es una pequeña porción del universo de los mercados emergentes y es una economía pequeña dentro de la Eurozona en general, según nuestra opinión los mercados apostaron en gran medida en las noticias, y creemos que esto no debe generar un impacto extendido en el mercado global. Sin embargo, vemos la elección de Grecia como la razón para destacar cómo la situación de deuda del país, y los asuntos relacionados a los problemas de deuda que tiene Europa en general, requieren cambios dramáticos y medidas drásticas. Tras dejar atrás las elecciones, se espera que el gobierno griego pueda seguir adelante y establecer políticas diseñadas para fomentar el crecimiento poniendo énfasis en los cambios. Somos optimistas en que estas políticas le darán a la población griega esperanzas de una vida mejor y no de un futuro repleto de pagos de deudas.

Creemos que no hay duda de que enfocarse continuamente en realizar recortes en el gasto y la inversión no ayudará a Grecia a recuperarse de la situación actual. Para nosotros, lo que Grecia necesita es mayor inversión y un camino hacia la recuperación. Para lograrlo, creemos que el hincapié en aliviar el peso sobre los ciudadanos corrientes por parte del nuevo gobierno es el camino correcto. También creemos que su insistencia en renegociar las estrictas condiciones impuestas al país podría ser positivo como inyección de optimismo.

Consideramos que la capacidad de Grecia de renegociar tanto los acuerdos como las condiciones de deuda con la troika de la Comisión Europea, el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional probablemente sea extremadamente difícil. El 28 de febrero probablemente sea histórico: es el día en que vence el rescate financiero de Grecia. Queda por verse si Grecia puede negociar una extensión u otras medidas para evitar el cese de pagos y permitir que los bancos griegos puedan seguir accediendo a la liquidez del BCE.

Por supuesto, la complejidad está en los detalles y ha habido desacuerdo en los detalles sobre la población general de Grecia. Como a Syriza le faltaron dos escaños para alcanzar la mayoría absoluta, será necesaria una coalición de partidos para mantener una postura fuerte en el parlamento. El señor Tsipras parece haber estado alineándose con los Griegos Independientes conocidos como ANEL (partido de derecha, contrario a las medidas de austeridad). El partido Syriza ha triunfado en su campaña contra las medidas de austeridad y ha dejado bien claro que Syriza pretende renegociar los términos del acuerdo de deuda de Grecia con la Unión Europea (UE).

La austeridad nunca es una medida popular y ha sido especialmente poco popular en Grecia, pero al mismo tiempo tampoco parece haber una oleada de apoyo para que Grecia abandone la Eurozona. Esto presenta un desafío a los líderes políticos en tanto las medidas de austeridad han sido una condición para que Grecia se asegure el financiamiento. Quizá la mayor consecuencia del levantamiento de Grecia contra la austeridad es lo que esto significará para otros miembros de la Eurozona que se enfrenten a situaciones similares, como Italia, Portugal o España, y si a largo plazo esto provocará cambios más extensos en la región.

A nuestro modo de verlo, no hay duda de que Grecia debe permanecer en la Eurozona y que probablemente lo haga. Tal como han destacado algunos analistas, luego de que Alemania fuera rescatada en la Segunda guerra mundial, se le perdonaron sus deudas y recibió un gran programa de inversión del Plan Marshall. Este es el momento para que la UE se comprometa en desarrollar un programa de inversión para Grecia y otros países endeudados para fomentar el crecimiento económico, según nuestra opinión.

En este momento, no planeamos realizar cambios en nuestra estrategia de inversión como resultado de la votación, pero estaremos observando los acontecimientos de cerca. Como siempre, buscaremos posibles valores que puedan surgir en una Europa emergente. Creemos que la perspectiva de inversión a largo plazo de Grecia es buena. Las acciones griegas no están sobrevaloradas por el momento basándonos en nuestras investigaciones, aunque existen diferencias importantes en las valorizaciones. Los bancos griegos nos parecen especialmente atractivos, si asumimos una recuperación a largo plazo de la economía griega.

Los comentarios, las opiniones y los análisis de Mark Mobius constituyen opiniones personales, son para fines informativos e interés general solamente, y no deben considerarse asesoramiento individual para inversión ni recomendaciones ni invitaciones para comprar, vender o mantener cualquier título o adoptar cualquier estrategia de inversión. No constituye asesoramiento legal o fiscal. La información brindada en este material representa información hasta la fecha de publicación y puede cambiar sin aviso, tampoco pretende ser un análisis completo de cada hecho material sobre cualquier país, mercado regional o inversión.

Los datos provenientes de fuentes de terceras partes han sido utilizados para preparar este material y Franklin Templeton Investments (“FTI”) no ha verificado, validado o auditado dichos datos de forma independiente. FTI no asume ningún tipo de responsabilidad por pérdidas ocasionadas por el uso de esta información y la confianza en los comentarios, opiniones y análisis en el material queda a entera discreción del usuario. Es posible que los productos, los servicios y la información no estén disponibles en todas las jurisdicciones y que empresas asociadas a FTI o sus distribuidores los ofrezcan según lo permita la legislación y normativa local. Consulte a su asesor profesional para obtener más información adicional acerca de la disponibilidad de productos y servicios en su jurisdicción.

¿Cuáles son los riesgos?

Todas las inversiones conllevan riesgo, incluso de pérdida del capital. Los valores extranjeros implican riesgos especiales, entre ellos fluctuaciones de divisas e incertidumbres económicas y políticas. Las inversiones en mercados emergentes, de los cuales los mercados fronterizos son un subconjunto, suponen riesgos elevados en relacionados con mismos factores, además de aquellos asociados con el tamaño más pequeño de dichos mercados, con su menor liquidez y con la falta de marcos legales, político, comerciales y sociales establecidos para apoyar a los mercados de valores. Como en general estos marcos están menos desarrollados en los mercados fronterizos, así como distintos factores, incluidos el creciente potencial para una volatilidad extrema de los precios, la falta de liquidez, las barreras comerciales y los controles de cambio, los riesgos asociados con los mercados emergentes se incrementan en los mercados fronterizos.

Leave a reply

L'indirizzo email non verrà pubblicato. I campi richiesti sono contrassegnati * Los campos obligatorios están marcados con *