Aventuras de inversión en mercados emergentes

Asia

Entrando en el Año Chino del Conejo

¡Gong Xi Fa Cai! Chetan Sehgal, de Franklin Templeton Emerging Markets Equity, comparte algunas reflexiones sobre la inversión en China en el Año del Conejo.

Este artículo también está disponible en: Inglés, Francés

El Feng Shui, la práctica tradicional china de aprovechar el flujo de energía, indica que el Año del Conejo puede arrastrar a las personas en distintas direcciones. En 2023, es posible que los inversores se vean arrastrados en direcciones opuestas, ya que la esperanza y la entrega podrían situarse en extremos opuestos del año.

Se espera que el consumo chino se recupere

Un aumento o «gasto de revancha» en la fase inicial de la reapertura económica, seguida de un ritmo de crecimiento más lento, ha caracterizado el patrón del gasto de los consumidores después de la pandemia de COVID-19 en los mercados emergentes. La desaceleración se debió en parte al aumento de la inflación y de los tipos de interés, que mermaron el poder adquisitivo real.

Se espera que China siga un patrón de consumo similar al visto después de la pandemia de COVID-19, con la presencia de consumidores entusiasmados con el «gasto de revancha» en el Año del Conejo. Se calcula que se han acumulado 6,6 billones de RMB en exceso de ahorro durante tres años de política de cero COVID, lo que debería actuar en parte como impulsor.

La pregunta clave es qué ocurrirá tras la fase inicial de reapertura y si el aumento del consumo se traducirá en mayores beneficios para el sector empresarial. Se prevé que la inflación permanezca moderada en China durante el Año del Conejo, en parte debido al descenso de los precios de la energía desde su máximo, el suministro nacional estable de materias primas agrícolas y el abastecimiento de materias primas procedentes de Rusia, que se ha convertido en un estado paria en el mundo desarrollado. Por ello, no se espera que el poder adquisitivo chino se debilite.

Las ganancias empresariales deberían llegar, con el tiempo

Desde el punto de vista de las ganancias empresariales, las perspectivas a corto plazo siguen siendo débiles, ya que las empresas luchan por aumentar la producción y la distribución frente a la pandemia de COVID-19. Además, las perspectivas del sector inmobiliario son mediocres y la demanda de crédito puede tardar en recuperarse, lo que probablemente suponga un lastre para el sector financiero. Sin embargo, esperamos que las ganancias se recuperen en la segunda mitad del año, a medida que se resuelvan los problemas de la cadena de suministro y se estabilice el sector inmobiliario.

Una de nuestras áreas de interés es la electrificación del transporte, que incluye las baterías utilizadas en los vehículos eléctricos. Las perspectivas estructurales de este sector siguen siendo positivas.

Las perspectivas del mercado son positivas, pero desiguales

Tras poner fin a su política de cero COVID, China abrazó la reapertura económica a pesar de los costes sociales. Los responsables políticos se han esforzado por reafirmar las relaciones exteriores (por ejemplo, con Australia) y han puesto en marcha políticas para sanear la economía (por ejemplo, en el sector inmobiliario). Sin embargo, el coste del capital sigue siendo elevado, en parte debido a los tipos más altos del mundo desarrollado y al desplazamiento del sector privado por parte del Estado. Además, deben abordarse los débiles datos demográficos de China. La renovada libertad de circulación, junto con los incentivos para formar una familia, podría ayudar a invertir los datos recientes que muestran una contracción de la población. China tiene el mayor peso en los índices de los mercados emergentes y mantiene fuertes vínculos comerciales con otros mercados emergentes. Un mercado bursátil chino fuerte y en recuperación debería ser bueno para los mercados emergentes.

Liderazgo en un mundo multipolar

Los líderes mundiales de la generación actual son poderosos y su autoridad parece no tener rival. Sin embargo, muchos de estos líderes tienen agendas ambiciosas que han provocado agitación y conflictos, como la guerra entre Rusia y Ucrania. La persistencia de un nivel alto de inflación en Turquía crea riesgos para el presidente Erdogan, que se prepara para las elecciones de junio de este año. Las elecciones estatales que se celebrarán en la India a finales de este año podrían dar una idea de cómo se comportarán el presidente Modi y su partido, el BJP, en las elecciones nacionales de 2024. Es probable que en el Año del Conejo los líderes mundiales sigan reequilibrando el poder mundial y esperamos que los gobiernos del mundo desarrollado también inviten a otros países. El mundo sigue esperando un líder de Jade.

¿Qué significa para los inversores?

Debido a las fuertes caídas de los mercados emergentes en los últimos meses de 2022 y el buen comienzo del año, el Año del Conejo puede exigir a los inversores una actitud flexible y oportunista. El jugador de fútbol argentino Lionel Messi nació en el Año del Conejo. Esperamos que en el próximo año los mercados emergentes obtengan tan buenos resultados como Argentina en la Copa del Mundo de 2022.

 

¿CUÁLES SON LOS RIESGOS?

Todas las inversiones conllevan riesgos, incluida la posible pérdida de capital. El valor de las inversiones puede tanto subir como bajar y los inversores podrían no recuperar todo el capital invertido. Los precios de las acciones experimentan fluctuaciones, a veces rápidas y drásticas, debido a factores que afectan a empresas concretas, industrias o sectores específicos, o condiciones generales de mercado. Los riesgos especiales están asociados con la inversión en valores extranjeros, incluidos los riesgos ligados a los acontecimientos políticos y económicos, las prácticas comerciales, la disponibilidad de información, los mercados limitados y las fluctuaciones y políticas del tipo de cambio de moneda. Las inversiones en mercados emergentes entrañan riesgos más altos relacionados con los mismos factores. La inversión en sectores de rápido crecimiento, entre los que se encuentran la tecnología y la atención médica (que históricamente han sido volátiles), podría dar lugar a un aumento en la fluctuación de los precios, especialmente a corto plazo, debido al rápido ritmo de los cambios y el desarrollo de productos, así como a los cambios en la normativa estatal que se aplica a las empresas que ponen de relieve el progreso científico o tecnológico o la aprobación normativa de nuevos fármacos e instrumentos médicos. China puede estar sujeta a unos niveles considerables de inestabilidad económica, política y social. Las inversiones en valores de emisores chinos conllevan riesgos específicos de China, como determinados riesgos jurídicos, normativos, políticos y económicos.

INFORMACIÓN LEGAL IMPORTANTE

La finalidad de este material es satisfacer el interés general, por lo que no deberá interpretarse como un asesoramiento de inversión individual ni como una recomendación o invitación para comprar, vender o mantener valor alguno o adoptar cualquier estrategia de inversión. Tampoco constituye asesoramiento jurídico ni tributario. Este material no debe reproducirse, distribuirse ni publicarse sin la autorización previa por escrito de Franklin Templeton.

Las opiniones expresadas son las del gestor de inversiones y los comentarios, las opiniones y los análisis son válidos en el momento de su fecha de publicación y pueden cambiar sin previo aviso. Las suposiciones subyacentes y estas opiniones pueden cambiar en función de las condiciones del mercado o de otro tipo y pueden diferir de las de otros gestores de carteras o de las de la empresa en su conjunto. La información facilitada en este artículo no pretende ser un análisis completo de cada hecho relevante en relación con cualquier país, región o mercado. No hay garantía de que las predicciones, proyecciones o previsiones sobre la economía, el mercado de valores, el mercado de renta fija o las tendencias económicas de los mercados vayan a cumplirse. El valor de las inversiones y los ingresos derivados de ellas pueden tanto subir como bajar y podría no recuperar todo el capital invertido. La rentabilidad pasada no es necesariamente un indicador ni garantía de la rentabilidad futura. Todas las inversiones conllevan riesgos, incluida la posible pérdida de capital.

Los estudios y análisis recogidos en este material han sido adquiridos por Franklin Templeton para sus propios fines y pueden utilizarse en ese sentido y, como tal, usted los recibe de manera casual. Es posible que, en la preparación de este material, se haya utilizado información de fuentes de terceros y que Franklin Templeton (FT) no haya verificado, validado ni auditado dicha información de forma independiente. Aunque la información se haya obtenido de fuentes que Franklin Templeton considera fiables, no pueden ofrecerse garantías de su precisión. Además, dicha información puede estar incompleta o resumida, así como sujeta a cambios en cualquier momento y sin previo aviso. La mención de cualquier valor individual no debe constituir ni interpretarse como una recomendación para comprar, mantener o vender ningún valor, y la información proporcionada en relación con dichos valores individuales (si la hubiere) no constituye una base sobre la que realizar ninguna decisión de inversión. FT no asume responsabilidad alguna, sea del tipo que sea, por pérdidas resultantes del uso de esta información y, en su caso, el usuario confiará en los comentarios, las opiniones y los análisis contenidos en el material por su propia cuenta y riesgo.

Los productos, los servicios y la información podrían no estar disponibles en todas las jurisdicciones y son ofrecidos fuera de los Estados Unidos por las filiales de FT o sus distribuidores conforme lo permitan las leyes y los reglamentos locales. Consulte a su propio asesor profesional o su contacto institucional de Franklin Templeton para obtener información adicional sobre la disponibilidad de dichos productos y servicios en su jurisdicción.

Emitido en EE. UU. por Franklin Distributors, LLC, One Franklin Parkway, San Mateo, California 94403-1906, (800) DIAL BEN/342-5236, franklintempleton.com. Franklin Distributors, LLC, miembro de la FINRA/SIPC, es el distribuidor principal de los productos registrados en EE. UU. de Franklin Templeton, que no están asegurados por FDIC, podrían perder valor, no cuentan con garantía bancaria y solo están disponibles en las jurisdicciones en las que esté permitida la oferta o solicitud de oferta de dichos productos en virtud de la legislación y la normativa aplicables.

CFA® y Chartered Financial Analyst® son marcas comerciales propiedad de CFA Institute.

Leave a reply

L'indirizzo email non verrà pubblicato. I campi richiesti sono contrassegnati * Los campos obligatorios están marcados con *